Liquidar deudas es la mejor forma de terminar el año

Qué tal esos  hábitos alimenticios que no cambiamos, el ejercicio que no hicimos, el proyecto que no realizamos o peor: el pago de tarjetas de crédito y préstamos con los que nos retrasamos. Liquidar deudas y ponernos al corriente con nuestras finanzas personales debería ser una de las prioridades en la lista de pendientes para el 2020 de todos los mexicanos.

Sabemos que durante el 2019 muchos de nosotros hemos trabajado con esfuerzo para cumplir las metas y objetivos que nos planteamos al inicio del año. En ocasiones, para llevarlos a cabo, dimos el tarjetazo o de plano solicitamos ese préstamo personal que nos diera un respiro económicamente. Sin embargo, como a muchos les puede suceder, por azares del destino las cosas se complicaron y nos retrasamos en el pago de los servicios.

Por fortuna se acerca la fecha en que la mayoría de los mexicanos reciben su fondo de ahorro anual, mejor conocido como aguinaldo. Pero antes de hacer la lista de regalos para Navidad y planear el intercambio de Año Nuevo, es preciso acotar que el mejor uso que le puedes dar a ese ahorro es invertirlo en liquidar deudas. 

La razón es porque saldarlas y terminar el año sin pendientes ni retrasos te permitirá comenzar el nuevo año con objetivos más ambiciosos y podrás realizar tu presupuesto personal del 2020 con menos preocupaciones económicas. 

A continuación te enlistamos una serie de recomendaciones para no endeudarte con tus líneas de crédito y así llevar un adecuado control sobre tus finanzas personales durante el 2020: 

  1. Solo usa la tarjeta de crédito cuando en verdad lo necesites y si requieres hacer una compra fuerte que no puedas costear al contado. Gasta menos de lo que puedes pagar y toma en cuenta antes de firmar si lo que vas a dar mensualmente te lo permite tu capacidad de pago. De no hacerlo puedes poner tus finanzas en riesgo.
  2. Controla tus deudas realizando una lista detallada con todo lo que debes. Así sabrás cuándo y cuánto debes desembolsar mes a mes.
  3. Firma compras grandes poco después de la fecha de corte. Así tendrás más tiempo para juntar el dinero. 
  4. Una vez que soluciones tus deudas no vuelvas a endeudarte. Piensa en el futuro, ahorra y haz crecer tu dinero. Aunque no lo creas puedes comenzar a invertir con $100.
  5. Infórmate en materia de finanzas. Desarrollar la inteligencia financiera te permitirá darle un trato adecuado al dinero, sabrás cómo hacerlo crecer y lograrás en menor tiempo la libertad financiera que mejore tu calidad de vida.
  6. Si por algún motivo vuelves a endeudarte, acude a una Reparadora de Crédito, son la mejor opción para salir del embrollo en poco tiempo y de manera segura

Esta es una colaboración de CuraDeuda


Artículos relacionados